Organizaciones hacen un llamado a entidades del sector privado para garantizar el acceso digital a la educación